Griezmann decide en Bosnia

La Francia de siempre con el resultado de siempre. Así se puede definir la victoria de los de Deschamps por la mínima en Bosnia. Fue un equipo plano, previsible y con ritmo lento, pero decidió un testarazo de bella factura de Griezmann para certificar la victoria ante un rival que no bajó los brazos durante los 90 minutos.

Con Mbappé de referencia hoy, Francia se encontró a un adversario que, como Ucrania y Kazajistán, decidió encerrarse con cinco defensas para intentar buscar a Dzeko al contragolpe. Francia, más allá de algún detalle de Lemar o de Mbappé, fue un equipo plano y previsible en Bosnia. De hecho, la mejor ocasión de la primera mitad fue de los balcánicos, en una impresionante parada de Lloris a un remate de Ahmedhodžić.

La entrada de Giroud en la segunda mitad liberó a Griezmann, Mbappé y Lemar. El del Atlético fabricó el 0-1 del delantero del Barcelona, que aprovechó un gran centro de Rabiot para marcar de cabeza y superar a Trezeguet en la clasificación de goleadores histórica (35). Francia, como de costumbre, durmió el ritmo del encuentro con 0-1 y Bosnia no supo reaccionar ante la campeona del mundo. Tres puntos más y clasificación encarrilada para los de Deschamps.

Lloris, de récord

Con su titularidad hoy ante Bosnia, Hugo Lloris se convirtió en Bosnia en el segundo jugador con más internacionalidades de la historia de Francia, igualando las 123 apariciones de Thierry Henry en la segunda posición y a 19 de Lilian Thuram (142).