Luis Enrique evita un drama y protege a un niño que saltó a por la camiseta de Marco Asensio

Luis Enrique sacó a relucir su lado más paternal tras el partido entre Suiza y España correspondiente a la Nations League. El seleccionador nacional vio como un niño saltaba al césped en busca de su ídolo, Marco Asensio, y fue a protegerlo cuando las fuerzas del orden se disponían a interceptarlo.

La reacción de Luis Enrique fue rápida. Tres guardias de seguridad corrían detrás del chaval que había saltado al terreno de juego desde uno de los fondos y que se dirigía hacia a un grupo de jugadores españoles que intercambiaban camisetas con los suizos. Fue entonces cuando el seleccionador se interpuso entre el niño y sus perseguidores, que no encontraban la forma de darle caza.

Cuando finalmente un miembro de la seguridad del partido iba a atrapar al chico, Luis Enrique entró en escena y pidió que apartase de él. El seleccionador habló con el niño y le acompañó hasta Marco Asensio, protegiéndole de quienes querían sacarle del césped.

El jugador del Real Madrid regaló su camiseta al chaval y posteriormente lo cogió en brazos para llevarle junto a sus padres en la grada, evitando así que la situación escalase más de lo necesario.